¿Qué cambios ha traído a China el Nuevo Concepto de Desarrollo?

32

En opinión del Presidente Xi, la innovación se enfoca en resolver el problema de la fuerza motriz del desarrollo, la coordinación se enfoca en resolver el problema del desarrollo desequilibrado, el desarrollo verde se enfoca en resolver el problema de la armonía entre el ser humano y la naturaleza, y la apertura se enfoca en resolver el problema de articulación entre el desarrollo interno y externo; finalmente, el desarrollo compartido se enfoca en resolver el problema de equidad y justicia  social.

Los números no pueden ser más claros: entre 2013y 2021 el PIB de China creció a una tasa anual promedio de 6,6 %, superior al 2,6% mundial y el 3,7 % de los países en desarrollo durante el mismo período. El PIB per cápita de China aumentó de 39.800 yuanes a 81.000 yuanes. Los coeficientes de Engel de los residentes urbanos y rurales se redujeron a 29,2% y 32,7% respectivamente. Hasta fines de 2020, los últimos 98,99 millones de personas pobres en las zonas rurales se liberaron de la pobreza extrema, cumpliendo China, con diez años de anticipación, el objetivo de reducción de la pobreza de la Agenda 2030 de la Organización de las Naciones Unidas para el Desarrollo Sostenible.

La descontaminación ha logrado también resultados notables. En 2021, los días promedio con buena calidad del aire en las ciudades representaron un 87,5%, y el consumo de energía por unidad de PIB descendió en un 26,4% respecto a 2012. Según el Índice de Innovación Global publicado por la Organización Mundial de la Propiedad Intelectual, China subió al puesto 11en el ranking mundial en términos de capacidad de innovación en 2022, habiendo saltado 23 lugares desde 2012.

Río Haihe, Tainjin.

El Nuevo Concepto de Desarrollo es para China una sabia res­ puesta a la cuestión de qué tipo de desarrollo se necesita para la nueva era y cómo este se alcanza. En el XX Congreso Nacional del Partido Comunista de China, clausurado el sábado pasado (22/10/2022), se ratificó claramente que, sin una base material sólida, es imposible construir un país socialista moderno, por lo que resulta menester implementar de manera completa, precisa e integral el Nuevo Concepto de Desarrollo, mantener como objetivo para las reformas la optimización de la economía de mercado socialista, seguir una apertura de alto nivel al exterior y acelerar la edificación de un nuevo patrón de desarrollo con la circulación interna como pilar, permitiendo que se promuevan entre sí las circulaciones nacional e internacional.

Espero que, a través de este suplemento, los lectores puedan conocer el Nuevo Concepto de Desarrollo de China, los avances alcanzados y la dirección que ha tomado el Partido y el gobierno chinos para encarar esta nueva era. Es de mi interés que los empresarios de China y Bolivia encuentren más oportunidades de negocios y cooperación en el proceso de formación del nuevo patrón de desarrollo en China y les deseo muchos éxitos en sus negocios, para que estos generen aún más beneficios para ambos pueblos.